La linterna de Diógenes

BREMA

Posted in Uncategorized by lalinternadediogenes on febrero 21, 2010

En primer lugar…

… tengo absolutamente que felicitar al pueblo de España (que tal vez no sea el Pueblo Español…) o a los pueblos de España… o a los españoles, sobre todo a los de a pie, ya que los que van en coche oficial suelen ser indignos de consideración.

Felicitar es algo que no tengo ocasión de hacer con frecuencia (ni yo ni nadie, me temo); mi alegría es por tanto, enorme.

Me dice una profesional de la salud, que  solamente un 25% de la población se vacunó contra la terrible pandemia de la gripe del cerdo. Supongo que un 10 o 15 %  de entre ellos por  obligación profesional y el resto por ser lo bastante crédulo como para creer todo lo que se les decía medios, políticos, médicos y científicos a la violeta.

La presidenta de la OMS tuvo lo bastante sentido común como para no vacunarse, la vil hipócrita.

No sé hasta que punto la comunicación subversiva por internet habrá contribuido a desenmascarar el montaje; creo que mucho.

De haber existido el internet hace  70 años, el Holocausto no hubiera podido tener lugar. Ni, probablemente, la Guerra Civil Española.

¡Ojala no se lo imponga nunca la mordaza del despotismo oriental al internet (ni tampoco la del despotismo occidental…)!

Un pensamiento por favor, para Liu Xiaobo. 11 años de cárcel por pedir democracia son muchos años… y en una cárcel china.

El silencio de los medios de incomunicación sobre su caso, es siniestro, como todo lo que rodea el capitalismo y la Realpolitik.

Sin embargo:

¡ENHORABUENA ESPAÑA!

“You can fool all the people some of the time, and some of the people all the time, but you cannot fool all the people all the time.”

Mientras tanto, hemos estado en Brema (que es como se dice Bremen en Castellano… de la misma manera que Ada se encuentra en Yema y Dresda recibió la venganza aérea de Churchill.

(Churchill era particularmente aficionado a este tipo de cosa. Cuando era Secretario Colonial y cuando los británicos mandaban en Iraq, colonia británica virtual hasta 1.956, se mantenían a los Kurdos en una zona aparte. Cuando se rebelaron, Churchill comentó: I do not  understand this squeamishness about the use of gas. I am strongly in favour of using poisoned gas against civilised tribes.

El menosprecio de los políticos británicos hacia la vida de los seres inferiores parece endémico. ¿Que decía Geoffrey Hoon, cuando Secretario de Defensa del gobierno del demente laborista, Blair? Hablando de la utilización de bombas de racimo en  Afganistán: The use of cluster bombs is entirely appropriate. Against certain targets they are the the best and most effective weapons we have.

Las bombas de racimo son minas terrestres anti-personales.

Unos van a la horca, otros no.)

Volvamos a Brema….

… Nevó todos los días. Las aceras estaban  resbaladizas con Glatteis. Caminábamos agarrados como ancianos.

Gracias sin embargo, a las casas bien hechas con su calefacción central, no hemos pasado frío en ningún momento.

La nariz aparte…

Lo primero que se nota en Bremen es el ritmo tranquilo de vida. No hay, según parece, estrés. No hay histéricos lemmings pitando en los semáforos.

Hay momentos de silencio absoluto. En el apartamento que alquilamos:  ¡NO SE OÍA NADA!  Ni vecinos, ni tráfico. ¡NADA!

¡Asombroso!

Hay buenas casas, con espacio, techos altos, jardines.

Las comunicaciones son buenas. Tienen hasta un tranvía que va de la Estación al Aeropuerto, pasando por el centro de la ciudad.

Bremen es de los pocos sitios donde da gusto “hacer turismo”.

(verano…)

En su catedral (protestante) hay una sala, una especia de cripta con sillas (y calefacción), dedicada al silencio, la Raum der Stille.


Tal vez la segunda cosa que se nota es que al cruzarse con la gente en la calle, te miran a la cara, no temen el contacto ocular, incluso dan los buenos días. ¡Que contraste con DSC donde el transeúnte finge no verte!

Comer en la calle es posible. La comida es buena y copiosa.

Los precios en general son mucho más bajos que en España. Hay una admirable cadena de tiendas llamada Rossman, donde se puede comprar de todo a precio ínfimo… pero de calidad más que razonable.

Una gafas de leer como se venden aquí en farmacias por 15 o 20€, costaban allí 2.90€. Compramos 4 pares…

Al igual que antes se iba a Céuta a comprar paraguas, tal vez se vaya un día a Alemania a comprar gafas.

Los supermercados rebozan de todo tipo de comestible que se puede imaginar. Hay muchísimos productos ecológicos; hay  incluso supermercados que se dedican exclusivamente a lo “natural”.

Trabajan muy bien el jengibre.

Los Bremer padecen sin embargo, según se puede constatar al contemplar la placas de los profesionales en las entradas de las casas, una hipocondría aguda.

¡Una plétora de médicos alopáticos…  de Heilpraktiker, y de médicos alternativos – sobre todo de tendencia oriental ! Abundan las salas de Yoga,  Fitness y similares!

Cierto es que la mayoría de las personas parecen bastante sanas. No se ve mucha obesidad.

Bremen tiene un buen río, el Weser. Recuerda un poco a Bilbao. El Weser es de marea, navegable y desemboca en Bremerhafen, de donde salió toda la emigración alemana a EEUU, y donde entraba el tabaco y el café.

Un sitio recomendable.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: